Archivo mensual: junio 2009

Realidades encontradas

DSC_0054

Realidades encontradas

DSC_0037

La mujer que está sola y espera

Por Juan Federico

Me llaman calle/ pisando baldosa/ 
la revoltosa y tan perdida/ 
me llaman calle/ calle de noche/ 
calle de día/ me llaman calle/ 
voy tan cansada/voy tan vacía/
como maquinita por la gran ciudad…

 I. Es de noche. Hace frío. Las veredas están vacías, desoladas, sólo hay hojas caídas de los árboles que revolotean en círculos y crujen. El chasquido se mezcla con el pendular sonido de unos tacos que marcan un ritmo lento, un paso cansado, entre tímido, temeroso y necesitado. Allí, con poca ropa y una cartera diminuta está parada ella. Ella está cansada de esperar. Se sienta con la mirada en otra parte, mientras un cigarrillo se consume entre sus dedos. Sigue esperando. Espera y no sabe qué. Por un lado, ansía que llegue algún auto que la cobije, que la repare del viento, y que a su vez le dé trabajo. Pero en realidad aguarda por más. Espera un milagro: que la vida le dé otra oportunidad, que la calle por las noches no sea su única salida para poder llevar el pan a su hogar. Mientras tanto, hasta que llegue el milagro, habrá que seguir trabajando, esperando. Se convence. Se consuela. Se levanta y vuelve a caminar. Sigue leyendo

Desesperada por la adicción de su hijo, pidió que lo arrestaran

Por Juan Federico

En el mediodía del sábado pasado, la mujer ingresó en la comisaría 16ª de barrio Ferreyra, de la ciudad de Córdoba. Era un manojo de angustia. “Comisario, necesito que me escuche”, dijo. El jefe de la dependencia, Sergio Valenzuela, que ya la conocía de antes, accedió de inmediato. “Por favor –imploró la mujer– arreste a mi hijo, así lo ponen a disposición de algún juzgado que lo obligue a que se someta a una rehabilitación”. Sigue leyendo