“Es una ley parcial dentro de un problema complejo”


Para Susana Chiarotti, experta en derechos de las mujeres, la Ley provincial de Lucha contra la Trata de Personas es un buen inicio, pero debe ser complementado.

Por Laura Giubergia

“La ley es buena pero es parcial, está relegado el tema de las mujeres víctimas de trata de personas y también todo lo relativo a los clientes. Ahora hay que completarla con otras normativas que vayan girando un poco el eje”, empieza diciendo Susana Chiarotti, abogada especialista en derechos de las mujeres, que integra el Comité de Expertas del Mecanismo de Seguimiento de la Convención Interamericana de prevención de la violencia contra las mujeres de la Organización de Estados Americanos (OEA). “Me parece bien que hayan comenzado por atacar al proxenetismo, es uno de los ejes, pero hay que avanzar en las redes de complicidades”, sentencia la especialista, también fundadora del Instituto de Género, Derecho y Desarrollo (Ingenar).

–¿Cree que está bien planteado el abordaje para con las mujeres que son rescatadas de estas redes?

–Ocuparse de la mujer es algo muy complejo, porque muchas veces se termina estudiando a la víctima, catalogándola, registrándola y revictimizándola. No es que le vamos a dar a un sistema con equidad de género la misión de revisar cómo apoyar a personas en esa situación; al contrario, se lo vamos a dar a un sistema que está profundamente implicado y que es cómplice de la explotación de la mujer, por eso es delicado.

–Se ha ofrecido a las mujeres rescatadas que no sean residentes de esta provincia la posibilidad de regresar a sus lugares de origen, ¿es conveniente?

–No hay que volverlas al lugar de origen si el lugar de origen las expulsó. Hay que trabajarlo con ellas, consultarlas, ver cuáles son las otras opciones que ellas verían para ganarse la vida.

Según la experta, la Ley 10.060 “tiene los problemas de toda intervención parcial y aislada dentro de un problema complejo, que requiere medidas complejas, interconectadas con varios ministerios, y que debe ser abordado con una perspectiva multidisciplinaria”. “Con este tipo de medidas tocamos el problema, pero es más el impacto mediático que otra cosa, porque no se atacan las raíces de una cultura que pone a las mujeres como culpables y al cliente como un anónimo inocente, no hay que perder de vista que para que alguien sea prostituido tiene que existir un prostituyente, y eso no se ve en las normas”, explica.

Chiarotti considera que en nuestra cultura está arraigada la utilización de los cuerpos ajenos para satisfacer un deseo a cambio de dinero. “Lo que nosotras queríamos superar de la mano de la liberación sexual de la década del ‘60 y del ‘70, años en los que pensamos que se iba a terminar la prostitución porque los tabúes sobre la represión sexual habían caído, está volviendo hoy por el lado del consumismo: yo compro una casa, un auto, y también puedo comprar una persona o alquilarla por un rato, y según la plata que tenga, puedo hacer con esa persona lo que yo quiera”, describe.

“Por un lado sacamos una ley para que no haya whiskerías, pero no miramos qué pasa con una cultura consumista que está promoviendo esto de que porque tengo plata compro hasta un ser humano”, reflexiona.

–Para combatir la trata, ¿abolicionismo o reglamentación del trabajo sexual?

–Yo entiendo el planteo de la reglamentación, pero hay que buscar la raíz histórica, y ese origen está en un cálculo que hizo la Organización Internacional del Trabajo hace unos 15 años, después de estudiar los ingresos que había por prostitución y lo que el Estado se perdía por no recaudar impuestos de esas ganancias, que en países como Tailandia representaba la mitad del producto bruto interno. Con esa legalización, el proxeneta se convierte en empresario, la prostitución en un trabajo, y el Estado pasa a recibir ganancias por la explotación del cuerpo de sus ciudadanas… o sea, se convierte en el máximo proxeneta.

–Para hablar de reglamentación hay que considerar que la prostitución es un trabajo, y este es un punto todavía en discusión entre distintos sectores.

–Yo admito que la mujer que está en la prostitución se llame a sí misma trabajadora, porque tiene que ir justificando su existencia, pero hay un sector del trabajo sexual que reclama un derecho que yo no quiero para mí ni para mi hija: el derecho a estar parada en una calle esperando que venga cualquiera y te pague dos pesos para hacer con tu cuerpo lo que quiera.

Sobre su postura, más cercana al abolicionismo que a la reglamentación, Chiarotti argumenta con ejemplos de otros países. “La prueba es que en Alemania se legalizó la prostitución, y aumentó la trata; mientras que en Suecia, donde penalizan al cliente, ya casi no existe la prostitución porque se han ocupado de generar un montón de alternativas y variables”.

……………………………

A un mes de la Ley provincial

El 15 de junio se reglamentó la Ley 10.060 de lucha contra la Trata de Personas, al tiempo que se creó la Secretaría de Asistencia y Prevención de la Trata, a cargo de Amelia Chiófalo, quien valoró como “muy positiva” la nueva normativa. Uno de los principales aspectos que remarcó la funcionaria es la repercusión que ha tenido la ley cordobesa en otras provincias. “En Río Negro se sancionó una normativa igual que la nuestra; en Santa Fe hay dos proyectos de ley basados en nuestro articulado; y en Entre Ríos también lo están haciendo”, aseguró.

“Es muy poco tiempo para balances, pero creemos que Córdoba no sólo ha sido modelo en cuanto a legislación, sino también en lo relativo a prevención y asistencia”, dijo. Acerca de las mujeres encontradas en los operativos consideradas posibles víctimas de trata, Chiófalo dijo que en su mayoría eran de otras provincias y han retornado a sus lugares de origen, pero que se continúan haciendo “monitoreos al respecto”.

Publicado en el diario Día a Día, Córdoba, Argentina, el domingo 15 de julio de 2012.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s