“La prevención de las adicciones debe comenzar desde la niñez”


Francisca Florenzano Valdez, la exdirectora del Servicio Nacional para la Prevención y Rehabilitación del Consumo de Drogas y Alcohol de Chile apunta a la necesidad de destinar recursos para una política integral.

Por Juan Federico

“La prevención de las adicciones debe comenzar desde la niñez. Históricamente, estuvo enfocada en decir que no porque la droga es mala, pero lo que hay que buscar es formar al niño para la vida, para que pueda tomar decisiones más allá de la droga. Toda perspectiva tiene que enfocarse en formar a una persona que pueda ser responsable”.

Así comenzó a responder Francisca Florenzano Valdez, especialista en adicciones, quien estuvo de visita en Córdoba para participar de una conferencia organizada por la Fundación Córdoba Mejora.

Florenzano, quien es socióloga, tiene en sus espaldas una vasta trayectoria en políticas públicas para intentar contrarrestar el consumo problemático de sustancias. Durante toda la gestión del expresidente de Chile Sebastián Piñera, fue directora del Servicio Nacional para la Prevención y Rehabilitación del Consumo de Drogas y Alcohol.

Tras la conferencia realizada en Córdoba, de la que también participaron la titular de Fundación Prosalud, Gabriela Richard, y el ministro de Desarrollo Social, Daniel Passerini, Florenzano dialogó con La Voz del Interior.

–Usted ha planteado en diferentes ocasiones que para abordar el tema del consumo y las adicciones hay que trabajar desde niños y no cuando ya son adolescentes.

–Anteponer la visión de bueno/malo, prohibido, no sirve, se está llegando tarde si se pretende empezar a prevenir a los 13 años. Es necesario cambiar el foco ya que no se trata de imponer una decisión normativa de los adultos. Hay que buscar acompañar al niño desde pequeño en un proceso de toma de decisiones. Pero si le decimos “la droga te mata”, no estamos desarrollando en él habilidades para decidir. La edad de iniciación ha bajado. Por eso, hay que comenzar a trabajar desde que el niño tiene 4 años.

–Cuando se habla de drogas y adicciones, se observa que existen algunos mitos que no sirven para un debate serio. Por ejemplo, cuando se insiste en que la marihuana “es la puerta de entrada” a otras drogas más duras.

–La puerta de entrada no es la marihuana; es el alcohol y el tabaco. Si no, se está salteando una etapa de prevención. Es una clasificación, incluso si es legal o ilegal. Muchas mujeres en sus carteras llevan una gran cantidad de anfetaminas. Hay mucha mitología. Por ejemplo, si la cannabis sativa (marihuana) es la puerta de entrada a las drogas. A esta conclusión se llegó hace años pero a través de estudios en grupos de personas que estaban en tratamiento y que habían desarrollado una adicción. Pero no se estudió a otros grupos que pudieron haber consumido y no generaron adicción. No hay ninguna evidencia concluyente que marque cuál es la puerta de entrada. Si dos personas fuman, ¿qué hace que una genere adicción y la otra no? Son múltiples factores.

–Al mismo tiempo, y en lo que sería una visión inversa, cuando en las campañas públicas y mediáticas se acentúe lo dañino de algunas drogas, como el “paco”, ¿acaso no se puede generar que se interprete que otras no son nocivas?

–En términos de nocividad, el “paco” sí es más dañino que la cannabis sativa. El foco tiene que estar en el individuo más que en etiquetar las drogas. Según estudios, el 80 por ciento de los que consumen sustancias no generan adicción, pero en el caso del “paco” se genera adicción en el 70 por ciento de los casos. Entonces, hay que ver dónde poner el foco. Decir que no todo consumo de drogas es problemático no significa que uno lo esté promoviendo. Hay drogas que son más dañinas que otras, eso es una realidad: hay sustancias que generan más adicción y tienen más efectos nocivos. Por ejemplo, en un programa de rehabilitación en el que una persona manifiesta que tiene policonsumo, si se logra que deje el “paco” y continúa sólo con la marihuana puede ser tomado como un avance.

–Durante la conferencia, una mujer del público preguntó sobre los roles de la escuela y del club en la prevención de las adicciones. Pero no hizo mención a lo que sucede en cada casa.

–Los papás creen que el peligro está afuera, pero el primer peligro está en casa.

–Otro punto es cómo se comunica en lo que se refiere a drogas y adicciones. Cuando en Argentina hubo un fallo que despenalizó la tenencia, en muchos sectores se interpretó como que era igual a legalizar.

–La gente muchas veces entiende lo que quiere. Hay que trabajar mucho en educación, pero no sólo a los chicos, también a los parlamentarios y a los comunicadores. En Chile, cuando se despenalizó, se indicó que no queríamos en la cárcel a un adicto porque se trataba de un problema de salud pública.

–¿Cuáles son los ejes fundamentales para trabajar en el campo de las adicciones?

–Primero, políticas integrales que ocupen todo el espectro. La prevención es difícil y hay que invertir realmente muchos recursos para capacitar a las escuelas, a los padres… Hay que proponer programas de rehabilitación que tienen que ser diferentes para todos los tipos de personas (si trabaja o no, si es madre y tiene hijos a cargo, si es internado o ambulatorio). El Estado en Chile hoy paga entre 200 y 2.000 dólares mensuales por persona con fines de rehabilitación. Eso es una inversión y hay que entenderlo así. Hay que saber sentarse a conversar y a escuchar.

Publicado en el diario La Voz del Interior, Córdoba, Argentina, el lunes 16 de junio de 2014.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s